Nivel del mar puede subir casi tres metros por deshielo del glaciar Totten

Glaciar Totten. Foto referencialUna investigación llevada a cabo conjuntamente por científicos del Imperial College de Londres e instituciones de Australia, EEUU y Nueva Zelanda, y publicada el miércoles 18 de mayo por la revista Nature, advierte que el nivel actual del mar subiría casi tres metros a causa del deshielo del glaciar antártico Totten, el cual podría ser provocado por el ritmo acelerado del cambio climático.

Según revelaron los científicos, el año pasado se descubrió que el glaciar Totten, uno de los más grandes de la Tierra, oculta en sus entrañas dos canales submarinos, a través de los cuales corrientes de agua cálida se filtran al interior de la masa de hielo, provocando su derretimiento y, por consiguiente, una potencial elevación del nivel del mar.

El glaciar Totten tiene una extensión de  de 120 kilómetros de largo y 30 kilómetros de ancho, se desagua en unos 538.000 kilómetros cuadrados de la Antártida Oriental y cada año vierte al mar unas 70.000 millones de toneladas de hielo. Tal volumen siempre había sido considerado normal  pero luego de un cuidadoso análisis del ritmo histórico de sus avances y retrocesos se ha determinado que el glaciar podría alcanzar y rebasar un punto crítico y comenzar un proceso de deshielo progresivo e irreversible antes de terminar el siglo, si el incremento de la temperatura mundial continúa al ritmo actual. De ser así, el glaciar retrocedería unos 300 kilómetros en los siglos venideros y vertería al mar gigantescos volúmenes de agua, ocasionando una elevación del nivel del mar que podría alcanzar los 2,9 metros.

Hasta el presente, los científicos habían considerado que la Antártida Oriental era mucho más estable ante los cambios climáticos que la Antártida Occidental, pero el glaciar Totten ha venido contrariando esta tendencia y demostrando ser mucho más vulnerable de lo que se suponía, dada la inmensa cantidad de agua que pierde.

En caso de que el glaciar llegase a retroceder entre 100 y 150 kilómetros, su área frontal quedaría asentada sobre una base de tierra inestable, lo que aceleraría el proceso de deshielo hasta llegar a los 300 kilómetros en algunos siglos; una vez llegado a ese punto crítico, el deshielo será indetenible hasta que el retroceso llegue a un punto donde la geología del terreno ofrezca una base más estable.

“En conjunto, las pruebas existentes describen una Antártida Oriental mucho más vulnerable a una situación de calentamiento de lo que pensábamos. Esto es preocupante. El glaciar Totten está actualmente perdiendo hielo y el agua caliente del océano que lo provoca tiene también la capacidad para empujar al glaciar de nuevo a un lugar inestable”, explica Martin Siegert, codirector del Instituto Grantham del Imperial College.

No obstante que el Totten es “una salida más para el hielo” de la Antártida Oriental, su “impacto es enorme” debido a que en esta región se encuentra la “masa de hielo más grande de la Tierra y cualquier pequeño cambio tiene una gran influencia a nivel global” agregó Martin Siegert.

Fuente: Información de agencias.

 

Explore posts in the same categories: ciencia y conciencia, Discursos y documentos

Etiquetas: , , , ,

You can comment below, or link to this permanent URL from your own site.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: